AFTEROFFICE
deportes

Radamel Falcao, inversión sin rendimiento

El delantero colombiano Radamel Falcao, segundo fichaje más caro del Mónaco de la liga francesa, no ha rendido lo que el club esperaba; tampoco ha podido venderlo a buen precio.
Alain Arenas
26 septiembre 2016 22:1 Última actualización 27 septiembre 2016 5:0
El delantero colombiano Radamel Falcao ha tenido un desempeño en picada. (Alejandro Gómez)

El delantero colombiano Radamel Falcao ha tenido un desempeño en picada. (Alejandro Gómez)

El fichaje de Radamel Falcao le costó 60 millones de euros al Mónaco -el segundo más caro de la historia del equipo- y fue una de las piezas con el que el magnate ruso Dmitry Ryobolovlev, dueño del equipo, pretendía poner al cuadro monegasco como uno de los mejores del futbol europeo. Pero los planes cambiaron cuando el colombiano se rompió el ligamento cruzado de la rodilla izquierda, que provocó que se perdiera el Mundial de Brasil 2014 y que bajara su nivel, el cual lo puso en la tercia final para ganar el Balón de Oro de la temporada 2013.

Falcao ha pasado una serie de infortunios durante las últimas tres temporadas. Ha estado perseguido por las lesiones, no sólo la que tuvo en el Mónaco en 2014. En 2015 también sufrió molestias musculares en su etapa en el Manchester United. En el Chelsea, en la campaña anterior, le pasó lo mismo. La recuperación que debía tener era con minutos en la cancha para que retomara la confianza que lo caracterizó con el Porto y el Atlético de Madrid, pero no tuvo minutos en el terreno de juego. Estas situaciones se juntaron con que estos equipos ingleses querían que diera resultados rápido por las crisis que tenían, pero la presión lo terminó por afectar”, explica Rafael Castillo, reportero del diario colombiano El Heraldo.

El delantero sudamericano llegó al futbol francés dos años después de que Rybolovlev comprara al equipo del principado. En el 2013, además de Falcao, el directivo ruso adquirió a James Rodríguez y Joao Moutinho, del Porto, y a Ricardo Carvalho, del Real Madrid, por 71 millones de euros.

“En el momento, no parecía que Radamel hubiera tomado la mejor decisión al ir al Mónaco, porque lo que necesitaba era llegar a un club en el que encontrara continuidad y que correspondiera al nivel que tenía. Hay que recordar que era la segunda campaña del cuadro francés en la Liga 1, luego de que descendiera a la segunda división. También llamó la atención de que fichara antes por el Atlético de Madrid en 2012, porque en ese entonces, los rojiblancos no eran un equipo tan fuerte como lo son ahora”, agrega el periodista.

En las anteriores dos campañas, el atacante jugó 45 partidos y promedió un gol cada 292 minutos. Para la presente temporada ha tenido participación en seis juegos (todos de titular) y promedia un tanto cada 121 minutos. Pese a su registro goleador, no se ha apartado de las lesiones, ya que tuvo molestias musculares a principios de agosto (por las que se perdió cinco juegos) y apenas el jueves pasado sufrió una conmoción que lo tuvo hospitalizado dos días (se perdió el partido del fin de semana pasado).

La administración del equipo durante la gestión del empresario ruso se ha caracterizado por comprar jugadores a bajo costo y posteriormente venderlos en un precio mayor. Cinco de las diez ventas más costas del club han sido en el ciclo de Rybolovlev y son la de James Rodríguez –quien fue comprado por 45 mde y posteriormente vendido en 80 mde al Real Madrid en 2014- y Anthony Martial –adquirido por 5 mde al Olympique de Lyon y transferido por 50 mde al Manchester United en 2015- los casos más representativos. Con Falcao también lo intentaron, al ofrecerle al Manchester United y Chelsea un préstamo con opción a compra por el colombiano, pero ninguno de los clubes ejerció la cláusula.

MANTIENEN LOS RESULTADOS
Pese a que se han quedado lejos de repetir su mejor actuación en la historia de la Champions League (en 2004 perdieron la final contra el Porto), el equipo se ha mantenido en las primeras posiciones en la Liga (terminó segundo en la temporada 2013-14 y tercero en la 2014-15 y 2015-16). Actualmente marcha en el puesto dos de la clasificación con 16 puntos, uno por debajo del líder Niza.

En las competencias continentales también ha mantenido su presencia. Hace dos temporadas, llegó hasta los cuartos de final de la Champions, instancia en la que fue eliminado por la Juventus. Mientras que el año pasado participó en la Europa League, torneo en el que se quedó en la fase de grupos. Para la edición actual de la Champions, ganaron su primer juego en la fase de grupos 3-2 al Tottenham.