AFTEROFFICE
deportes

Puerto Rico, por la corona pendiente en el Clásico Mundial

La selección puertorriqueña goza de su mejor actuación en la historia del Clásico Mundial de Beisbol y este miércoles tendrá su revancha por el campeonato, el cual no pudo levantar en 2013.
Puerto Rico buscará hoy mantener el invicto y ganar su primer campeonato en la historia del Clásico Mundial de Beisbol. (Especial)

Puerto Rico buscará hoy mantener el invicto y ganar su primer campeonato en la historia del Clásico Mundial de Beisbol. (Especial)

Los juegos de Puerto Rico en el Clásico Mundial de Beisbol (WBC, por sus siglas en inglés) paralizaron al país así cómo lo hacía el boxeador Félix Tito Trinidad cuando estaba en activo, asegura el periodista Hiram Castillo, del diario Índice. El reportero sostiene que este deporte se mantiene como el número uno en el país, porque es el único que recibe gran atención de la población.

En la pasada edición del WBC, la Selección caribeña perdió el título con la República Dominicana debido a que su ofensiva se fue en blanco. Cuatro años después la novena suma 51 carreras anotadas en los siete juegos que ha disputado, cifra que la coloca como la más productiva del certamen.

El éxito de Puerto Rico –que hoy disputará su segunda final consecutiva- se debe a que ha roto el cero en la pizarra en la tercera entrada o antes en todos sus partidos. Incluso en los encuentros contra Italia y los dos ante Venezuela, la ventaja que tomó desde el primer tercio fue suficiente para asegurar la victoria, mientras que estar arriba en el marcador frente a Italia, República Dominicana y Estados Unidos le permitió amarrar el triunfo en las últimas entradas.

Los peloteros puertorrqueños han confirmado su poder al bat en lo que va del Clásico. Carlos Beltrán (bateador emergente) tiene promedio de .476; Francisco Lindor (shortstop), de.435; Carlos Correa (tercera base), de .400, y Javier Báez (segunda base) y Yadier Molina (catcher), de .333.

Los buenos resultados también se deben a la efectividad de sus abridores. En los encuentros contra Venezuela, México, Italia (de la primera ronda) y contra Estados Unidos (segunda), Seth Lugo –en dos ocasiones-, Jorge López y José Berríos lanzaron, por lo menos, hasta la cuarta entrada, situación atípica para el torneo, considerando que el límite de lanzamientos es de 65, de acuerdo a las reglas del WBC. En total, Puerto Rico sólo ha admitido 18 carreras.

Los relevistas isleños también han cumplido una gran labor. En la victoria contra Estados Unidos que le dio la clasificación a la ronda de campeonato, Edwin Díaz soportó dos carreras y posteriormente sacó dos outs para garantizar el triunfo del equipo. En el juego contra Holanda, el mismo cerrador, en el undécimo inning consiguió los últimos tres outs, pese a que había hombres en primera y segunda.

“Los triunfos que hemos tenido significan mucho para nosotros, porque tanto veteranos como novatos nos hemos conjuntado muy bien. La clave del equipo también ha estado en la unión fuera del terreno de juego, es un factor que hemos trabajado cada quien en su organización y que vinimos a conjuntar en el Clásico. Es por eso que todos nos teñimos el pelo de rubio antes de que arrancara el torneo”, compartió Carlos Correa, tras derrotar a Holanda el lunes.

Puerto Rico buscará hoy mantener el invicto y ganar su primer campeonato en la historia del Clásico Mundial de Beisbol. La última vez que perdió en el certamen fue en la final de 2013.