AFTEROFFICE
deportes

Phil Jackson, dispuesto a reconquistar la NBA en Nueva York

Los Knicks de Nueva York hicieron que el "Señor de los Anillos", como le dicen a Phil Jackson, regresara este año al equipo donde empezó su carrera profesional y la cosecha de éxitos. Este hombre se ha convertido en el amuleto de victorias del 'deporte ráfaga'.
Domingo Aguilar Mendiola
27 octubre 2014 23:38 Última actualización 28 octubre 2014 5:0
Mañana, Nueva York enfrenta a los Bulls de Chicago, conjunto al que Jackson dirigió e hizo campeón seis veces. (Reuters)

Mañana, Nueva York enfrenta a los Bulls de Chicago, conjunto al que Jackson (al centro) dirigió e hizo campeón seis veces. (Reuters)

En la NBA la obtención de títulos se basa en hazañas, precisión, fortuna y Phil Jackson. Los Knicks de Nueva York hicieron que el Señor de los Anillos regresara este año al equipo donde empezó su carrera profesional y la cosecha de éxitos.

Este hombre se ha convertido en el amuleto de victorias del deporte ráfaga. Como entrenador obtuvo casi la mitad de los títulos de la liga en los últimos 24 años (11). Por ello, los de la Gran Manzana buscarán recuperar esa suerte y efectividad que sólo tuvieron con él en la cancha a principios de los 70.

Logró su primer galardón como jugador sin pisar la duela. En la temporada 1969-1970 una lesión en la espalda lo marginó del juego, pero no de la lista de ganadores. Cuatro años después, el baloncesto le ofreció una revancha. Solía entrar de cambio (promedió 10 minutos por juego), pero contribuyó con 644 puntos para conseguir la sortija.

Después de 10 años, en 1978 se fue a jugar al estado vecino (en ese entonces a los Nets de Nueva Jersey) y puso fin a su carrera como atleta un par de ciclos después. Fue hasta 1989 que debutó como entrenador y dio inicio a una carrera de nuevos logros deportivos.

Hoy arranca la temporada de la NBA con tres encuentros, uno de ellos, los Rockets de Houston contra los Lakers de Los Ángeles, su último equipo como coach, con el que alzó cinco trofeos en 11 años, además de perder la final en dos ocasiones. Mañana, Nueva York enfrenta a los Bulls de Chicago, conjunto al que Jackson dirigió e hizo campeón seis veces de la mano de Michael Jordan entre 1990 y 1998.

Fue su palmarés lo que lo llevó a ser el presidente de operaciones de la franquicia con más dinero de la competencia. Ocupa el primer lugar de la liga en valor comercial (mil 400 mdd) y en ganancia operativa (96 mdd), la cual es la más alta en la historia de la NBA. Además, el conjunto neoyorquino registra 230 mil televidentes por partido, segundo mejor promedio de audiencia, sólo detrás de la de los Lakers.

Jackson recibió ofertas de su antigua escuadra y, a pesar de que en su mano hay una argolla ajena a todo lo deportivo, que lo une con Jeanie Buss (hija del fallecido ex dueño de los Lakers), los Knicks y las negociaciones con su presidente Jim Dolan hicieron que el hombre de 69 años cambiara de costa junto a su esposa.

Para afrontar la campaña 2014-15, el Maestro Zen (apodo que recibe Jackson por sus técnicas motivacionales), contrató a Derek Fisher como entrenador de la plantilla. Asimismo, logró convencer a Carmelo Anthony de firmar un contrato por cinco años más y 122 mdd.

Phil Jackson ha dicho que su etapa como entrenador ha quedado atrás, pero que “existen otras maneras de influenciar a un equipo”. En las últimas dos décadas, los Knicks sólo han alcanzado un par de finales: 1994 y 1999. En ambas cayeron, pero esta campaña tienen la oportunidad de recuperar la última sortija de campeón que porta Jackson.