AFTEROFFICE
buena vida

Ocho cascadas secretas y mágicas que visitar

Prepara tus maletas y disfrutas de estas maravillas de la naturaleza, que son lugares secretos donde no tendrás que lidiar con mucha gente, además dos de ellas en Latinoamérica.
Bloomberg
28 enero 2017 16:15 Última actualización 28 enero 2017 16:20
Ocho cascadas secretas

Ocho cascadas secretas

Niágara, Iguazú, Victoria Falls: son unos de los más lindos lugares del mundo, y si no programa su viaje ahora mismo, podría tener que terminar abriéndose paso a codazos a través de las muchedumbres que buscan la foto perfecta.

La verdad es que tener acceso a una cascada más pequeña puede ser una emoción igual de grande, en especial cuando usted puede brincar en ella para nadar de forma privada, rodeado por nada más que una jungla de matorrales, imponentes rocas y el rugido de fondo de la obra más dramática de la madre naturaleza.

Aquí presentamos ocho cascadas secretas a las que vale la pena ir en sus próximas vacaciones.

1
Las 19 cascadas en el Bosque de Nubes de Ecuador

 

Las 19 cascadas en el Bosque de Nubes de Ecuador

Probablemente hay muchas más que 19 cascadas en el bosque de nube envuelto en niebla de Ecuador, ubicado tres horas al norte y al oeste de Quito. Pero ése es el número de cascadas que los guías en Mashpi Lodge, un eco-resort de 22 habitaciones instalado en una reserva natural de 3.200 acres, han encontrado en su franja del frondoso campo del país. Un puñado se han incluido en las caminatas diarias del lodge –restringidas a grupos de seis-, pero usted dé prioridad a la cascada Magnolia, que tiene un denominado “jacuzzi natural”.

1
Las cascadas secretas de la Isla Sumba

 

Las cascadas secretas de la Isla Sumba

Para llegar a estas cascadas secretas, primero debe determinar dónde está la Isla Sumba (Está en Indonesia). Luego, tiene que buscar en Nihiwatu, uno de los resorts más codiciados del mundo. (De verdad, ha ganado todos los premios posibles) Desde ahí, son 45 minutos conduciendo a través del Valle Wanukaka, en la costa sur de Sumba, y luego una caminata de 90 minutos hasta el evento principal, una cascada, enmarcada por acantilados de 300 metros, cuya agua cae a una laguna azul apta para nadar.

1
Cascadas Jurásicas, Kauai, Hawáii

 

Cascadas Jurásicas, Kauai, Hawáii

¿Qué secretos encierra un nombre? No pocos, si consideramos el nombre oficial de las “Cascadas Jurásicas”, Manawaiopuna. Para facilitar las cosas, diremos que recibieron el apodo por la famosa película de Steven Spielberg, que las hizo famosas. Sin embargo, hasta hace poco las Cascadas Jurásicas eran totalmente inaccesibles, gracias a su ubicación en lo profundo del interior Kauai de Hawáii. Ahora, usted puede llegar a ellas con la ayuda de Island Helicopters, que lo llevarán volando a la base de las cascadas de 400 pies y lo acompañarán en una breve caminata para las mejores vistas.

(Consejo: quédese en el St. Regis Princeville Resort y deje que el conserje coordine su aventura).

1
Cascadas Orkhon, Mongolia

 

Cascadas Orkhon, Mongolia

Cuando va a caballo a través de las estepas mongolianas, en realidad usted no pensaría en cascadas. Estas son todavía más sorprendentes en invierno, cuando Mongolia se transforma en un país de las maravillas congelado y las Cascadas Orkhon de 20 pies de altos se congelan. Pero eso es lo que las hace tan intrigantes. Vaya con la ayuda de Nomadic Expeditions, que trabaja en paradas en Orkhon en sus viajes de 14 días llamados Adventure Mongolia.

1
Cascadas “In The Know” de Bali

 

Cascadas “In The Know” de Bali

El InterContinental Bali Resort está rodeado por tantas cascadas no descubiertas que el personal del establecimiento creó una lista incorporando una parte de una guía de conocedores llamada "In The Know”. Encontrarlas puede implicar emprender una vigorosa caminata o dar un paseo por la naturaleza, así que el conserje está entrenado para asignar a los viajeros los guías adecuados y las excursiones a cascadas que se ajusten a sus capacidades e intereses.

1
Las Cascadas de Machu Picchu

 

Las Cascadas de Machu Picchu

Como si le faltara misterio a Machu Picchu, el área que la circunda alberga dos cascadas poco conocidas. Primero está una cascada sin nombre al final de un sendero en terreno del Inkaterra Machu Picchu Pueblo Hotel, en Aguas Calientes; guías dirigen caminatas de meditación a medianoche hacia las cascadas y señalan los petroglifos preincaicos a lo largo del camino. Luego están las aisladas cascadas Mandor, a medio camino entre el hotel y Machu Picchu. Le llevará medio día ir caminando hasta allá, pero el sendero está poblado por loros cabeciazules y charas verdes, y los guías de Inkaterra estarán felices de mostrarle el camino.

1
Cascadas Hellemoboth, Noruega

 

Cascadas Hellemoboth, Noruega

Las cascadas más famosas ganaron su reputación por inmensas alturas; esta, en el extremo norte de Noruega, se destaca por ser prácticamente horizontal. Guías de Lindblad Expeditions las han admirado por largo tiempo, y han visto el agua salpicar desde lejos, pero jamás supieron exactamente cómo verlas de cerca. Este verano, un grupo descubrió inclinados senderos que llevan directo a la fuente.

Véalas usted mismo en la expedición Fjords and Arctic Svalbard de Noruega de la compañía.

1
Las Cascadas Picnic, Tailandia

 

Las Cascadas Picnic, Tailandia

Cenar debajo de una cascada puede ser una actividad riesgosa (solo vea cómo es en este punto de las Filipinas). Pero Soneva JKiri, un resort de lujo en la isla menos poblada de Tailandia –Koh Kood- lo convierte en la máxima cita nocturna. Los invitados pueden pedir al conserje que organice una “cena de destino” para dos en la base de una pequeña cascada, donde la bruma no es lo bastante densa como para arruinar su curry Penang.