AFTEROFFICE
deportes

Mickelson y Scott, las figuras a seguir en el US Open de golf profesional

Luego de que Tiger Woods renunciara a competir en varios torneos al someterse a una cirugía en la espalda en marzo, éstos son los golfistas que están en la mira de los especialistas y aficionados. A partir del jueves, los mejores jugadores pondrán a prueba su calidad en el green estadounidense. 
Nancy González Gea
08 junio 2014 22:51 Última actualización 09 junio 2014 5:0
La figura más importante siempre será el líder del escalafón y en este caso le corresponde el honor al australiano Adam Scott. (Reuters)

La figura más importante siempre será el líder del escalafón y en este caso le corresponde el honor al australiano Adam Scott. (Reuters)

Una de las referencias obligadas en el golf profesional es el US Open. Es el segundo de cuatro Majors en la gira PGA, el segundo más antiguo con 114 ediciones desde 1895 y que en el presente año tendrá como sede el campo de Pinehurst Resort, donde Phil Mickelson y Adam Scott estarán en el centro de la atención.

Como sucedió con otros deportes a nivel mundial, el Abierto estadounidense debió ser cancelado en 1917 y 1918 a causa de la Primera Guerra Mundial y después, de 1942 a 1945, por la Segunda.

Pese a las interrupciones, el torneo de golf con mayor tradición en Norteamérica no perdió su atractivo para los competidores ni para los aficionados y es por ello que cada año hay una fuerte disputa para decidir la sede.

El campo que lo ha albergado el mayor número de veces con ocho, entre 1927 y 2007, es el Oakmont Country Club, de Pensilvania, mientras que la edición 2014 apenas será la tercera ocasión para Pinehurst en recibirlo.

En lo referente a los protagonistas, Mickelson se ha entrenado a conciencia para el certamen, quizá más que para el resto de los campeonatos grandes: Masters de Augusta, Abierto Británico y PGA Championship. La razón es que el tiempo se agota en su larga carrera y aún no tiene un trofeo del abierto estadounidense en su vitrina.

Debutó en 1992 y ha sido un ocupante recurrente del top 10 en los torneos de la PGA y el escalafón mundial, pero tras 22 años de carrera sólo suma 51 victorias como profesional, de las cuales sólo ha conseguido cinco en Majors.

El estadounidense nunca ha estado en la cima del escalafón mundial y por el momento ocupa la posición número 11, pero una victoria en el US Open lo ayudaría a avanzar varios lugares para colocarse de nuevo entre los 10 mejores.

La figura más importante, sin embargo, siempre será el líder del escalafón y en este caso le corresponde el honor al australiano Adam Scott, quien desplazó de esa posición a Tiger Woods en mayo, luego de que el estadounidense y poseedor del récord de permanencia en lo más alto de la clasificación con 683 semanas, renunciara a competir en varios torneos al someterse a una cirugía en la espalda en marzo.

Scott, con 14 años como profesional y 33 de edad, buscará su primera victoria en el Abierto estadounidense, tras sumar un título en el Masters en 2013, su único triunfo en un torneo grande.

Las emociones son las únicas que no cambian y si el clima lo permite, a partir del jueves serán cuatro días de competencia intensa, donde es posible que Mickelson o Scott escriban una nueva historia.