AFTEROFFICE
buena vida

5 lugares envidiables para escuchar ópera

Estos son los cinco mejores espacios operísticos alrededor del mundo para vivir una experiencia completa. Lugares que deberás conocer si te fascina la ópera.
Lizbeth Harnández
27 marzo 2017 22:20 Última actualización 28 marzo 2017 5:0
(Especial)

(Especial)

TEATRO ALLA SCALA
Milán, Italia
Es unos de los teatros más grandes de Europa, fundado en 1778. Con un foso para 80 músicos y una acústica perfecta, su forma de herradura favorece el viaje del sonido. Reconstruido tras la Segunda Guerra Mundial, además de recinto operístico también fue casino. Actualmente tiene plataformas movibles, tecnología de punta y funciona mediante un sistema computarizado. Ofrece el servicio de subtítulos en diferentes idiomas a través de pantallas en los asientos.

“Es el escenario por excelencia de las óperas de Verdi. El máximo recinto del país en el que nació la ópera, una visita necesaria para los interesados en el tema”, asegura el editor.

En abril podrá disfrutar de Anna Bolena, de Gaetano Donizetti.
Todo cambia cuando se disfruta ópera en un recinto especialmente diseñado para ello. Acústica e isóptica se unen para ofrecer una experiencia completa para los sentidos. Eso lo saben los especialistas como Charles Oppenheim, cantante y editor especializado en el género.
“No todos los teatros del mundo están preparados para lograr una buena función. Lo más importante es que se escuche y se vea bien, que no haya eco para que tanto la música como las voces sean apreciadas”, señala.

La mayoría de los espacios ofrecen temporadas todo el año y descansan durante el verano. La excepción la marcan los lugares en los que se realizan festivales musicales de temporada.

1
  

  

(Especial)

TEATRO COLÓN
Buenos Aires, Argentina
Inaugurado en 1857, su sala principal tiene forma de herradura y el escenario tiene una inclinación especial que facilita la visión desde cualquier lugar de las butacas. Su funcional disco giratorio se acciona electrónicamente, lo que da mayor fluidez a la puesta en escena. “La acústica es de las mejores del mundo, todos quienes han tenido un lugar privilegiado en el mundo de la ópera se han presentado ahí”, destaca Oppenheim.

En abril y mayo se montará la ópera cómica en dos actos La prohibición de amar, de Richard Wagner.

1
  

  

(Especial)

METROPOLITAN OPERA HOUSE
Nueva York, Estados Unidos
Abrió en 1966 y es la más grande del mundo, al contar con casi 4 mil lugares. Fue diseñada específicamente para que no se perdiera la acústica en un lugar de esas dimensiones. Su estructura es la de una caja muy grande y el escenario curvo permite que el sonido viaje sin dificultad. “El cantante no tiene que hacer un esfuerzo extra para proyectar su voz. Es maravilloso estar lejos y apreciar con nitidez el sonido”, señala el especialista. Con el paso de los años sus servicios se han ido perfeccionando, como el de traducción que tiene en cada una de las butacas, las cuales ofrecen subtítulos en seis idiomas distintos.
Cuenta con espectáculos de lunes a sábado. En abril se presentarán
Fidelio, La Traviata, Eugene Onegin, Aida, Rigoletto, El holandés errante, Don Giovanni y el estreno de El caballero de la rosa.

1
  

  

(Especial)

DUBAI OPERA
Dubái, Emiratos Árabes Unidos
“Es el primer gran teatro de éste siglo. Tiene lo último en tecnología, el uso de las plataformas que despliegan proyecciones y la complejidad de los sistemas de acústica e iluminación renuevan el espectáculo”, afirma Oppenheim. Se inauguró el año pasado, tiene capacidad para 2 mil personas y, además de un jardín interior, también hay un restaurante de lujo en la azotea.

La temporada de ópera de 2017 inicia en septiembre, con una trilogía de Mozart: Las bodas de Figaro, Cosi fan tutte y Don Giovanni.

1
  

  

(Especial)

MARGRAVIAL OPERA HOUSE
Bayreuth, AlemaniaFue diseñada y creada por iniciativa del compositor Richard Wagner. “Lo hizo para sí, para que el esplendor de sus obras no se perdiera. Fue el primer teatro en el mundo que tuvo un foso especial para las orquestas”, refiere Oppenheim. Su estructura redonda favorece la acústica de su orquesta y coros propios. Con obras exclusivamente del compositor alemán, entre el 25 de julio y el 28 de agosto presenta siete montajes, entre ellos, Los maestros cantores de Núremberg, Tristán e Isolda y La valquiria.