AFTEROFFICE
deportes

Ludogorets Razgrad y el sueño de debutar ganando la Orejona

En esta nueva edición de la Champions League, el conjunto Ludogorets Razgrad de Bulgaria participará por primera vez en la competencia de clubes más importantes del mundo, donde no tendrá un grupo fácil al enfrentar al Real Madrid, Liverpool y Basel 1893.
Luis Madrid
14 septiembre 2014 22:32 Última actualización 15 septiembre 2014 5:0
En pos de otros que hicieron historia. El conjunto búlgaro jugará sin presión y podría sorprender con algún resultado. (Internet)

En pos de otros que hicieron historia. El conjunto búlgaro jugará sin presión y podría sorprender con algún resultado. (Internet)

El futbol es un deporte universal que siempre brinda oportunidades y gratas sorpresas. En esta nueva edición de la Champions League, el conjunto Ludogorets Razgrad de Bulgaria participará por primera vez en la competencia de clubes más importantes del mundo, donde no tendrá un grupo fácil al enfrentar al Real Madrid, Liverpool y Basel 1893.

El equipo búlgaro calificó de forma sorprendente. Luego de perder 1-0 de visitante frente al Steaua de Bucarest, en el juego de vuelta tuvieron que esperar hasta el minuto 90, para ver el gol de Wanderson, que los llevó a los tiempos extra, donde ninguno anotó el gol del triunfo y antes del final el portero fue expulsado. Su lugar en la tanda de penales lo tomó el defensa central Cosmin Moti, quien fue el héroe al meter el primer tiro y hacer dos atajadas para salir en hombros.

Ludogorets es un equipo joven fundado en 2001 y que apenas en 2011 alcanzó la Primera División búlgara. En esa misma campaña resultó campeón de la Liga, Copa y Supercopa de Bulgaria, con lo que se convirtió en el tercer equipo en lograr un triplete junto con el CSKA Sofia y Levski Sofia.

En su primera participación, Ludogorets buscará lograr lo mismo que en su primer año en la máxima categoría de su país y unirse al selecto grupo de equipos que ganaron la Orejona en su debut.

En 1956, el Real Madrid fue el primero en levantar la Copa al imponerse al Stade de Reims Champagne, de Francia, con marcador de 4-3. Ese fue el comienzo de un legado que duró cinco temporadas, donde la figura fue Alfredo Di Stéfano.

El Inter de Milán logró igualar al Real Madrid y le ganó en su primera participación. Llegó a la final de 1964 y triunfó por 3-1; fue ese el momento cuando el estilo de juego característico de Italia triunfó en Europa. El hombre importante del equipo era el italiano Sandro Mazzola, quien fue parte fundamental para que el Inter lograra ser el bicampeón europeo.

En las 27 participaciones que ha tenido el Celtic de Glasgow, la más importante fue la primera, en 1967, cuando levantó la que hasta la fecha es su única Copa de Europa. Sin embargo, tiene un significado distinto, pues de los 11 jugadores que saltaron a la cancha de juego en aquella ocasión, 10 eran originarios de Glasgow.

En la extraña competencia de 1979, ninguno de los equipos considerados grandes logró pasar de la segunda ronda. El conjunto debutante de Nottingham Forest entró en la historia al conseguir dos Copas de Europa de forma consecutiva; únicamente compitió en tres ediciones y hoy volver a esta competencia es un sueño muy lejano todavía, ya que actualmente juega en la Segunda División inglesa.

Tan sólo dos temporadas después, otro equipo de la isla lograba ganar en su debut: el Aston Villa, que apenas ha jugado dos veces la máxima competencia de clubes del Viejo Continente, se proclamó campeón en 1982.

Equipos sin mucha tradición y sin grandes presupuestos han sorprendido a los gigantes europeos, por lo que nadie puede descartar una sorpresa por parte del Ludogorets Razgrad de Bulgaria.