AFTEROFFICE
culturas

Archie se renueva; ahora es millennial

Archie Andrews, el protagonista de la historieta con más de 75 años de antiguedad, ha sufrido cambios drásticos en su relanzamiento, ahora su nuevo aspecto es el de un hípster del siglo XXI con jeans entallados que textea en su smartphone.
Jennifer Chaussee
08 julio 2015 16:26 Última actualización 08 julio 2015 22:0
archie

Esta es la imagen de Archie Issue #1, portada del comic del nuevo y renovado Archie Andrews. (Imagen tomada de archiecomics.stores.yahoo.net/)

Si no fuera por el cabello rojo fuego y su sonrisa dientuda, quizá no reconoceríamos al nuevo Archie Andrews.

El personaje de historieta de 75 años de antigüedad ha sufrido una gran transformación y su nuevo aspecto hípster hará su debut en el evento anual Comic Con de San Diego el miércoles. Archie Comics, con sede en Pelham, Nueva York, lanzará una nueva línea de historietas con un Archie modernizado luego de experimentar durante seis años sobre cómo llevar el emblemático personaje al siglo XXI.

“Me resultaba claro que Archie iba rumbo a perder vigencia”, dice Jon Goldwater, máximo responsable ejecutivo de Archie Comics e hijo del hombre que creó al primer Archie en 1941. “Quería apuntar a las librerías de historietas y al verdadero lector de historietas y hacer un relanzamiento total de Archie”.

Con su mandíbula marcada, sus jeans chupines y su corte de pelo estilo Justin Bieber, el nuevo Archie hípster está muy lejos del pueblerino con dientes de conejo de otros tiempos. Sus compañeros de Riverdale High también han sufrido una transformación. Betty, con sus jeans de tiro bajo con agujeros es una adolescente absolutamente moderna. A diferencia de su encarnación ligeramente bidimensional de los años 50, la han dotado de toda una gama de expresiones faciales. El mejor amigo de Archie, Jughead, aún lleva una corona pero, en todo lo demás, parece más un fumón que un bufón. Con una estrategia de revelación gradual, el editor ha dejado a Verónica fuera de la primera historieta de la nueva serie.

ESTEREOTIPO NOSTÁLGICO

Cuando se hizo cargo de la compañía en 2009, Goldwater dijo que la marca estaba grabada en la memoria de los lectores como un estereotipo nostálgico. Entretanto, llegaba a las librerías de historietas una ola de títulos independientes. Uno de los más exitosos de la nueva camada es Saga, serie fantasy de ciencia ficción ilustrada por Fiona Staples. Archie Comics convocó a la artista canadiense para que rediseñara a Archie.

“Fiona fue nuestra primera elección”, cuenta Goldwater. “Si nos decía que sí, no pensábamos hablar con nadie más. Tuvimos la suerte de que aceptara”.

Para crear a Archie #1, Staples se asoció al escritor Mark Waid, conocido por su trabajo con títulos como Superman y Flash para DC y Marvel Comics. Riverdale High, tal como la recrearon Staples y Waid, parece un buen espejo de una escuela secundaria pública de un barrio de clase media. Los alumnos son de distintas etnias, un personaje es discapacitado y casi todos están pegados a sus smartphones.

Staples dibujó celulares y consolas de videojuego en las manos de los personajes, y Waid describió en nubes de texto y otros elementos visuales lo que pasa en las pantallas de los protagonistas. 

El emprendimiento es una jugada de riesgo para la editorial de treinta personas, que depende de la historieta que lleva su nombre como principal fuente de ingresos. Modernizar a Archie fue “costoso”, dice Goldwater. “Se contrata a la gente más talentosa, de modo que los costos aumentan. Pero es un precio bajo porque estamos haciendo un rebranding de todo el universo de Archie”.