AFTEROFFICE
deportes

Los Astros de Houston hacen mucho con poco presupuesto

Se ha convertido en el equipo sorpresa. Su bateo y su mejor adaptación a la Liga Americana son las claves de su éxito. Se trata de una de siete novenas que jamás han ganado un título en las Mayores. Éste parece ser su año.
María del Refugio Melhor
10 junio 2015 0:25 Última actualización 10 junio 2015 5:0
Para la temporada 2015, el equipo texano triunfa con un roster modesto. (AP)

Para la temporada 2015, el equipo texano triunfa con un roster modesto. (AP)

Con el segundo mejor récord de las Grandes Ligas (34-25), los Astros de Houston están convertidos en el equipo sorpresa. Su bateo y su mejor adaptación a la Liga Americana son las claves de su éxito. Si consiguen reforzar su cuerpo de pitcheo serán un serio contendiente en la postemporada, considera el cronista deportivo Álvaro Morales.

Se trata de una de siete novenas que jamás han ganado un título en las Mayores. Éste parece ser su año, ya que en su tercera temporada en la Liga Americana tienen rivales menos complicados en la División Oeste. Cada triunfo es celebrado por su afición que sólo ha vivido un Clásico de Octubre, en 2005, cuando fueron barridos en cuatro juegos por los Medias Blancas de Chicago.

“Ganar en las Grandes Ligas no es fácil, si uno analiza la periodicidad de los campeones se tiene que un equipo tarda en promedio 16 años en poder ser campeón”, señala el comentarista de la cadena ESPN.

La franquicia de Houston se fundó en 1962; entonces no eran conocidos como Astros, su mote era el de Colts 45. Su récord no fue nada impresionante, acumularon 196 victorias a cambio de 288 derrotas. En 1965 el equipo fue rebautizado como Astros y permaneció en la División Oeste hasta 1993. La siguiente temporada fueron movidos a la División Central de la Liga Nacional y en la campaña 2012 fueron cambiados a la Americana.

Con nueve apariciones en playoffs, Houston se convirtió en un equipo que nunca tuvo fortuna para coronarse, pero dejó huella a través de grandes peloteros como Joe Morgan, Craig Biggio, Jeff Bagwell, los lanzadores Nolan Ryan, Roger Clemens, Mike Scott, todos ganadores del trofeo Cy Young.

Para la temporada 2015, el equipo texano triunfa con un roster modesto. Con un valor de 800 millones de dólares es el quinto más barato de las Mayores. “La teoría es que puedes ganar invirtiendo poco dinero, compras peloteros baratos que te aseguren victorias”, explica Morales. Este es un sistema que han adaptado algunos equipos recientemente en Grandes Ligas.

El gran responsable de su éxito es el mánager A. J. Hinch, el segundo más joven de la MLB con 40 años. Antes de firmar con Astros trabajó tres años como asistente en los Padres de San Diego.

Hinch sabe mover muy bien sus alineaciones, hacer los ajustes exactos para explotar de mejor manera a sus grandes bateadores”, señala Morales. Los Astros encabezan el bateo de las Mayores con 78 cuadrangulares. Evan Gattis (12 jonrones, 38 carreras producidas), el venezolano José Altuve (5 cuadrangulares, 27 producidas) y el jardinero central Jake Marisnick, de 24 años, (4 jonrones, 17 remolcadas) son su principal fortaleza ante los rivales.

Álvaro Morales cree en el potencial de Houston, lo ve sin problema en la postemporada, pero tiene sus dudas para etiquetarlo como un contendiente al título. “En playoffs se encontrará con mejores equipos, con más experiencia; si refuerzan su pitcheo en la segunda parte de la temporada tendrán mejores opciones”.