AFTEROFFICE
reflector

Las Vegas será epicentro mundial de la música con Rock in Rio USA

En entrevista, su fundador Robert Medina dio pormenores del evento que por primera vez en 30 años se realizará en Estados Unidos los días 8, 9 y 15 y 16 de mayo. Actuarán grupos como Metallica, Linkin Park, Of Mice & Men, Maná, Bruno Mars, Taylor Swift, Sam Smith, John Legend y Empire of The Sun.
Notimex
12 abril 2015 18:45 Última actualización 12 abril 2015 18:46
El festival que inició en Río de Janeiro, en sus 30 años ha sido visto por más de siete millones 400 mil aficionados. (Cortesía)

El festival que inició en Río de Janeiro, en sus 30 años ha sido visto por más de siete millones 400 mil aficionados. (Cortesía)

LOS ÁNGELES.- Robert Medina, fundador y presidente de Rock in Rio USA, dijo que el mes entrante Las Vegas se convertirá en el epicentro mundial de la música. “Es un orgullo especial haber creado esta serie de conciertos que hoy superan y por mucho a cualquier otro festival de música”, declaró Medina.

En entrevista, Medina dio pormenores del Rock Rio in USA, que por primera vez en 30 años se realizará en Estados Unidos los días 8, 9 y 15 y 16 de mayo. Actuarán el primer fin de semana, la banda mexicana Maná, No Doubt, Metallica, Linkin Park, Of Mice & Men, Foster The People, Gary Clark Jr. y Bleachers.

Para la siguiente semana estarán Bruno Mars, Taylor Swift, Sam Smith, John Legend, Empire of The Sun, Ed Sheeran, Joss Stone, Jessie J, Tove Lo y Big Sean. “Por mucho este evento musical cimbrará Las Vegas y la convertirá en el corazón del rock y pop en esos días”, afirmó el experimentado productor.

Rock in Rio USA se realizará con una inversión de 75 millones de dólares y en cada día la serie de conciertos podrán recibir a 85 mil asistentes. Los boletos para un día cuestan 169 dólares, los pases de fin de semana 298 dólares, mientras que los pases VIP, 498 dólares por día.

El festival que inició en Río de Janeiro, en sus 30 años ha sido visto por más de siete millones 400 mil aficionados. “Cuando surgió la idea de hacer este tipo de eventos se me consideró un loco, pero 30 años después he visto que era posible”, declaró.

El sueño empezó muy grande y hace 30 años concretarlo costaba 50 millones de dólares y se tenía que vender un millón de boletos, y al final se vendieron un millón 300 mil. El evento inaugural fue un récord porque superó en cinco veces más al número de asistentes que tuvo el legendario festival más grande en la historia del rock, Woodstock.

“A la fecha hemos realizado 14 ediciones que se han presentado en Brasil, España y Portugal, y esperamos hacer otras en México y Argentina”, anticipó. “Mi reto era el traerlo a Estados Unidos, porque sabía que si no se hacía aquí no se podía tener la etiqueta de concierto mundial y por fin lo logramos”, aseguró.