AFTEROFFICE
deportes

La NFL celebrará en grande medio siglo del Super Bowl

Para conmemorar el dorado aniversario, la liga decidió cambiar el logo del Super Bowl y en lugar de utilizar los tradicionales números romanos ahora el emblema será el número arábigo 50 con el trofeo Vince Lombardi en medio.
Ma. del Refugio Melchor S.
06 agosto 2015 21:56 Última actualización 07 agosto 2015 12:8
Reediciones de los partidos por el trofeo Vince Lombardi serán parte del atractivo del calendario de este año. (Tomada de Facebook NFL)

Reediciones de los partidos por el trofeo Vince Lombardi serán parte del atractivo del calendario de este año. (Tomada de Facebook NFL)

La ocasión lo amerita, por lo que desde el primer juego de pretemporada hasta la culminación de la campaña con la realización del Super Bowl el 7 de febrero de 2016 en el estadio Levi’s de San Francisco, la NFL celebrará en grande el medio siglo de existencia de su emblemática final.

El Super Bowl es más que un juego. Según la revista Forbes, la edición XLIX que ganaron los Patriotas de Nueva Inglaterra 28-24 a los Halcones Marinos de Seattle, con una audiencia de 114.4 millones de espectadores tan sólo en Estados Unidos, generó una derrama económica de cuatro mil millones de dólares.

Para conmemorar el dorado aniversario, la liga decidió cambiar el logo del Super Bowl y en lugar de utilizar los tradicionales números romanos ahora el emblema será el número arábigo 50 con el trofeo Vince Lombardi en medio.

Fueron 73 diseños los que probó la NFL, así de meticulosa será su campaña mediática. El cambio se decidió porque la letra L no era placentera a la vista, explicó Jaime Weston, vicepresidente de marca y creatividad de la liga.

El color dorado estará presente en todos los campos desde el kick off que se dará este domingo en el estadio Fawcett de Minnesota, donde los Vikingos se medirán a los Acereros de Pittsburgh en el tradicional juego del Salón de la Fama.

Jerome Bettis, Tim Brown, Charles Haley, Junior Seau, Will Shields, Mick Tingelhoff, Ron Wolf y Bill Polian serán los invitados de honor, los nuevos miembros del Salón de la Fama. “Ésta es una maravillosa tradición, una de las más grandes del mundo deportivo”, destacó David Baker, presidente del recinto de los inmortales.

La presencia de Pittsburgh en el primer juego de la pretemporada no es casual, se trata del equipo más ganador, cuenta con seis trofeos de campeón y será protagonista de cuatro revanchas del Super Bowl en un calendario de lujo que fue creado especialmente para este año.

Los Acereros vencieron a los Vikingos 16-6 en el Super Bowl IX; ese fue el inicio de una dinastía que fue conocida como la Cortina de Acero. Los fanáticos de Pittsburgh tendrán la oportunidad de revivir agradables recuerdos en los otros tres partidos de temporada regular que disputarán ante antiguos rivales que superaron para ganar el campeonato. En la semana tres con San Luis, al que vencieron 31-19 en el Super Bowl XIV; en la seis a los Cardenales de Arizona (27-23 en el XLIII), y en la jornada 12 a Seattle (21-10 en el XL).

En total la NFL programó 19 revanchas de campeonato, incluyendo el histórico enfrentamiento entre los Empacadores de Green Bay y los Jefes de Kansas City, que protagonizaron el primer Super Bowl de la historia. El partido fue programado el 28 de septiembre y será una buena ocasión para celebrar al coach Vince Lombardi.

“Ganar no es lo más importante, es lo único”, dijo Lombardi. Con esa filosofía, la NFL desarrollará a lo largo de seis meses una gala de lujo para conmemorar medio siglo de su juego más importante. San Francisco ya recibió seis millones de dólares para organizar el número 50.

Un desfile que encabezará el quarterback miembro del Salón de la Fama Joe Montana, conciertos musicales, carreras de atletismo y una alfombra roja con los 43 sobrevivientes que ganaron el nombramiento de Jugador Más Valioso de las finales se darán cita en San Francisco el 7 de febrero. Será un final épico de una fiesta de gala perfectamente planeada por la NFL.