AFTEROFFICE
deportes

Jules Bianchi inicia terapia de rehabilitación

El piloto francés de F1, Jules Bianchi, comenzó su terapia de rehabilitación, aunque sigue inconsciente y puede respirar sin asistencia artificial después de su accidente en el Gran Premio de Japón.
Agencias
30 diciembre 2014 17:1 Última actualización 30 diciembre 2014 17:4
Los padres de Bianchi anunciaron hoy en un comunicado que el estado neurológico del piloto "permanece sin cambios". (Tomada de Facebook del piloto frances)

Los padres de Bianchi anunciaron hoy en un comunicado que el estado neurológico del piloto "permanece sin cambios". (Tomada de Facebook del piloto francés)

PARÍS.- El piloto francés de la Fórmula Uno Jules Bianchi aún no recupera la conciencia, pero ya comenzó una terapia de rehabilitación tras el accidente sufrido en el Gran Premio de Japón, informó este martes su familia en un comunicado.

Bianchi, quien sufrió el peor accidente de la F1 desde la muerte de Ayrton Senna en 1994 cuando chocó contra una grúa que recuperaba otro monoplaza en el circuito japonés el 5 de octubre, fue trasladado el mes pasado a un hospital en Niza.

"Fue un paso significativo para nosotros poder traer a Jules a casa el mes pasado para que continúe su rehabilitación rodeado de su familia y sus amigos. Esto es muy importante para Jules y para nosotros", sostuvo su familia en el comunicado.

Un reporte de la Federación Internacional del Automóvil (FIA) dijo que Bianchi no frenó lo suficiente bajo las banderas de advertencia antes de chocar en la carrera en Japón. El reporte concluyó que el monoplaza del piloto francés chocó con la grúa a 126 kilómetros por hora y dijo que los servicios médicos actuaron como debían.

"Jules continúa luchando, como sabíamos que haría, y esto ha permitido a los profesionales médicos que lo atienden comenzar el planeado, aunque doloroso, programa de terapia de rehabilitación", indicó la familia. Los padres de Bianchi anunciaron hoy en un comunicado que el estado neurológico del piloto "permanece sin cambios", aunque rodeado de toda su familia y en casa desde el mes pasado.

La familia se comprometió a mantener comunicados a los medios y aficionados, ya que han podido ver el cariño que se le demuestra a Bianchi, “no gustaría reconocer la calidez y afecto que han demostrado hacia nuestro hijo”. Sin embargo, la situación es complicada tras el accidente ocurrido el pasado 5 de octubre.