AFTEROFFICE
buena vida

Jiu Jitsu, el arte de defenderse

El Jiu Jitsu Brasileño es el deporte de defensa más efectivo que existe. Sin importar la edad, la complexión física o el sexo, brinda las herramientas necesarias para someter a cualquier oponente, sin tener que “soltar un golpe”.
Myrna I. Martínez
24 mayo 2015 22:13 Última actualización 25 mayo 2015 5:0
"El Jiu Jitsu Brasileño resalta de entre otras artes marciales por su efectividad", afirma el sensei Rodrigo Kim.

"El Jiu Jitsu Brasileño resalta de entre otras artes marciales por su efectividad", afirma el sensei Rodrigo Kim. (Alejandro Meléndez)

El Jiu Jitsu Brasileño es el deporte de defensa más efectivo que existe. Sin importar la edad, la complexión física o el sexo, brinda las herramientas necesarias para someter a cualquier oponente, sin tener que “soltar un golpe”.

Mucha gente se acerca a esta arte marcial con la falsa creencia de que será encerrada en una jaula a pelear muy al estilo UFC (Ultimate Fighting Championship). El Jiu Jitsu Brasileño sí es utilizado en la famosa liga de artes marciales mixtas (MMA), pero mezclada con otras artes de contacto.

El maestro cinta negra Rodrigo Kim, director de dos escuelas Renzo Gracie México, explica que hay peleadores que han ganado torneos de MMA sin tener una impresionante complexión física.

De hecho, el creador del Jiu Jitsu Brasileño, Helio Gracie, era delgado, débil y un poco enfermizo. En la década de los 20, adaptó el Jiu Jitsu Japonés que practicaban sus hermanos y lo centró en las llaves de brazos, piernas y cuello. Es tan efectiva esta técnica, que dejó inconsciente en seis minutos a Kato, el judoka número dos del mundo.

“Son similares, pero el japonés necesita mayor fuerza para poder aplicarlo. El gran maestro Helio adaptó este deporte a su complexión, pesaba 60 kilos y se enfrentaba con gente que pesaba más de 100 kilos y no perdía”, explica el sensei Kim.

“Se centra en someter al oponente en el piso con palancas, zafar articulaciones o dominar con estrangulaciones; podemos ganar sin tirar ni un golpe”.

Rodrigo Kim se inició en este deporte hace nueve años, después de una separación sentimental. Él encontró en el Jiu Jitsu la mejor forma de “quitarse pesos de encima”. Empezó a tomar clases con el maestro Mario Delgado, fundador de la primera academia Renzo Gracie México hace 15 años y comentarista de UFC.

“El Jiu Jitsu Brasileño resalta de entre otras artes marciales por su efectividad. Si ves un campeonato de la UFC, te darás cuenta de que hay muchos campeones que utilizan esta técnica”, explica Kim.

Todavía toma clases con Mario Delgado, pero desde hace siete años también inició su labor de maestro y abrió dos academias afiliadas a Renzo Gracie México, Centro y Narvarte.

“Es un deporte que te va a dar mucha confianza, con el que te vas a poder defender en cualquier lugar. Es la mejor defensa personal que pueda aprender alguien no tan fuerte”.

El maestro recomienda que este deporte lo practiquen mujeres y niños, ofrecen cursos de defensa y anti bullying para niños.