AFTEROFFICE
reflector

Ian Curtis, una introspección a su vida

Ya son 36 años sin la presencia de Ian Curtis. El líder espiritual de Joy Division se suicidó la noche del 18 de mayo de 1980. Todo esto es narrado por el fundador de la banda Bernard Sumner en el libro "New Order, Joy Division y yo", de Sexto Piso.
Redacción
18 mayo 2016 14:40 Última actualización 18 mayo 2016 14:48
El 18 de mayo de 1980, el cantante y guitarrista de Joy Division, Ian Curtis, se suicida a los 23 años de edad. (Especial)

El 18 de mayo de 1980, el cantante y guitarrista de Joy Division, Ian Curtis, se suicida a los 23 años de edad. (Especial)

Todos recuerdan su voz grave, inerte e inexpresiva. El 18 de mayo de 1980, el cantante y guitarrista de Joy Division, Ian Curtis, se suicida a los 23 años de edad, Macclesfield, Reino Unido. Sin embargo, sus letras oscuras lo mantienen vigente hasta la fecha.

Secretos, vivencias y anécdotas que se esconden detrás de tantas canciones y discos memorables primero de Joy Division y luego de New Order, son narradas por Bernard Sumner (Salford, Inglaterra, 1956) en el libro New Order, Joy Division y yo, publicado por Sexto Piso.

Joy Division nació de las cenizas del punk y llevando su furia nihilista a terrenos más introspectivos y oscuros, la formación adquirió pronto estatus de culto.

Cuando el éxito parecía estar a la vuelta de la esquina, tuvo lugar el trágico suicidio de Ian Curtis, shock al que tuvieron que sobreponerse los otros miembros de la banda para fundar New Order, uno de los grandes grupos de los años 80, pioneros y maestros del pop electrónico.

En New Order, Joy Division y yo, una extensa y pormenorizada memoria, Sumner, guitarrista y miembro fundador de Joy Division y líder de New Order, explica en detalle qué secretos, vivencias y anécdotas se esconden detrás de tantas canciones y tantos discos memorables.

Retrata a la perfección la alienación y la falta de horizontes que dieron forma al sonido de Joy Division, o cómo la influencia de la música de baile dio lugar a éxitos como Blue Monday y a discos que ahora son de extraordinaria colección como Technique.

Además, desfilan por estas páginas personajes del calibre de Tony Wilson, Martin Hannett, Rob Gretton, Johnny Marr y Neil Tennant, y grupos amigos como The Buzzcocks y Happy Mondays, sin olvidar las fiestas en Ibiza y la locura del éxtasis, el acid house y los años dorados de The Haçienda, una de las discotecas más ruinosas y queridas de la historia.

Es la historia de cómo Joy Division y New Order situaron a Manchester en el mapa de la música y de la posteridad. Un libro sobre la pasión de un grupo de amigos aferrados en superar una realidad ominosa y opresiva; un libro sobre la pérdida y la posibilidad de renacimiento y redención sin traicionar los postulados artísticos de independencia y experimentación sonora.

Bernard Sumner fue miembro fundador de Joy Division y, después de la muerte de Ian Curtis en 1980, se convirtió en el cantante y guitarrista de New Order.

PARA RECORDARLO: