AFTEROFFICE
buena vida

Hospitalidad sui géneris en hoteles del mundo

Estos son algunos servicios fuera de lo común que ofrecen hoteles alrededor del mundo. 'Recepcionistas cupido', 'Observador de auroras boreales' 'Profesor de sirenas' o 'Tabaquista'. Sí, todos existen.
Bloomberg
17 enero 2017 20:40 Última actualización 18 enero 2017 5:0
¿Quieres formar parte de un mundo mágico? Habla con Kitty Hawk Kites, la principal instructora de sirenas. (Especial)

¿Quieres formar parte de un mundo mágico? Habla con Kitty Hawk Kites, la principal instructora de sirenas. (Especial)

Existen “recepcionistas cupido” que surgen en San Valentín. También trucos que huelen a marketing desesperado, que van desde el tipo que hace postres de malvavisco en una hoguera, al arquitecto de auras o el guacamólogo (sí, todos existen de verdad).

No todos los trabajos absurdos de hotel son tan descabellados. El “Conserje de las Pajaritas” en el Ritz-Carlton Bulkhead de Atlanta consiste, en realidad, en un recepcionista que se ha ganado una reputación gracias a su excelente habilidad para anudar pajaritas, así que ahora transforma a sus huéspedes en impecables caballeros sureños antes de las bodas y galas.

“Observador de auroras boreales” puede parecer un trabajo ridículo, pero se trata de alguien que se pasa toda la noche despierto en Islandia, para que usted pueda levantarse si (y solo sí) hay un buen motivo para salir de la cama. Y sí, podrá poner los ojos en blanco ante la palabra “Tabaquista”, pero el que hay en el hotel Four Seasons de Washington D.C. ha pasado un examen legítimo que certifica su calificación; se encarga de uno de los salones de fumadores más meticulosamente escogidos del mundo.

1
  

  

(Especial)

Con esto en mente, hemos seleccionado solamente tres de los empleos más curiosos en los hoteles del mundo. Si se los encuentra durante su estancia, añadirán un toque de originalidad a sus vacaciones; o, al menos, le inspirarán sobre un posible cambio de carrera profesional.

CAZADOR DE TRUFAS EN LE RICHMOND, SUIZA
Este venerable inmueble de 142 años ubicado en el lago de Ginebra ha contratado a Clément Jacquemier, un proveedor local de trufa, para llevar a los huéspedes a excursiones semanales junto con su perra buscadora de trufas, Pistache. Desentierre lo que pueda y llévelo al restaurante del hotel, Le Jardin, que tiene un menú de trufa negra lleno de platos que pueden ser ayudados por algunas virutas adicionales.

MASAJISTA DE CANES EN EL BELMOND HOTEL SPLENDIDO EN PORTOFINO, ITALIA
Este servicio podría no ser exactamente para usted. Pero cualquier perro con pedigrí anhela una masajista canina en uno de los hoteles más impresionantes de Italia. Ahí, los perros son consentidos en de tratamiento como los que usan los seres humanos; éste cuenta, además, con vista a la bahía de Portofino. Y sí, la masajista utiliza técnicas de masaje sueco para “calentar y trabajar el tejido muscular del perro”. Simplemente no pregunte cómo eso difiere de una caricia en el vientre del animal. Estamos bastante seguros que no hay diferencia.

PROFESORES DE SIRENAS EN SANDERLING RESORT, EN LOS OUTER BANKS DE CAROLINA DEL NORTE
¿Quiere formar parte de ese mundo? Hable con Kitty Hawk Kites, la principal instructora de sirenas en la Escuela de Sirenas de Sanderling Resort, abierta hace seis meses. Durante sesiones de 49 dólares, de una hora de duración, enseña a los huéspedes a entrar y salir de una cola de sirena especialmente diseñada, y a cómo resultar elegante dentro del agua mientras la lleva.