AFTEROFFICE
cULTURA

Expone montaje ideas
y filosofía de Karl Marx

Obra de teatro que mezcla a la televisión, el teatro y al filosofo.
Notimex
30 enero 2014 11:19 Última actualización 30 enero 2014 11:20
Estreno de la obra ¿Valdrá la pena hablar de Marx?

Foto tomada de twitter oficial @Helenico/ Archivo.

Las ideas y la filosofía del intelectual y militante comunista alemán de origen judío, Carlos Marx (1818-1883) son expuestas en el montaje "¿Valdrá la pena hablar de Karl Marx?", que anoche inició temporada en el Teatro Helénico, al Sur de esta capital.

El espectáculo, que es provocado por el texto "Marx en el Soho", del historiador Howard Zinn (1922-2010), bajo la dirección de Adalberto Rosseti mezclar el lenguaje de la información difundido a través de la televisión, con el del teatro y parte del pensamiento de un filósofo al que nadie quiere propagar para averiguar su validez, si es que aún la tiene.

En el montaje su director, Rosseti, se encuentra en un estudio de televisión realizando una entrevista y cuando presenta al invitado de la noche es irrumpido por un actor que se empecina en interpretar a Marx, pese que el productor del programa le dice que no es un personaje taquillero.

Sin embargo, algo extraño sucede y el autor de "El Capital" parece estar presente en el escenario. Ni siquiera las voces más reaccionarias lo detienen. ¡El mismísimo Karl Marx está a aquí!, ¿O es simplemente un actor?

A partir de esa pregunta, Alonso Gálvez, quien da vida a quien es considerado el padre del socialismo científico, del comunismo moderno, del marxismo y del materialismo dialéctico, se enfrasca en un dialogo con el entrevistador y público.

"Si, me equivoque, no hubiera pensando que el capitalismo fuera tan ingenioso para sobrevivir, no me imagine que habría medicamentos para mantener vivo este sistema enfermo.

"Estaba equivocado en 1848 cuando señale que el Capitalismo estaba por derrumbarse, había hecho mal mis cálculos, quizás por unos 200 años, pero si, habrá un cambio, este sistema será transformado, el pueblo no es tonto, lo vuelven tonto, pero su sentido, su instinto común terminara por unirlo", expresa el actor durante su dialogo.

Dos sillones, una pequeña mesa, una pantalla proyectando imágenes del entrevistado y un par de diarios, dan vida a esta obra en la que Marx regresa al futuro con el fin de reivindicar su imagen y sus ideas.

Destaca el papel de Gálvez, quien se mete de lleno en su personaje para deleitar a los presentes exponiendo las teorías sobre la sociedad, la economía y la política, que se conocen colectivamente como el marxismo.

La crisis económica está aumentando y por tanto, parece más que adecuado abordar los pensamientos de este filósofo.

Esta propuesta teatral provocada por la obra del historiador estadounidense Zinn , se plantea entonces la pregunta ¿Valdrá la pena hablar de Karl Marx? razones y provocaciones sobran.

El montaje estará en cartelera hasta el 16 de abril en el recinto situado en la zona de San Ángel, al Sur de esta capital.