AFTEROFFICE
DEPORTES

Escudería Marussia sigue en F1; se va Caterham

Pese a enfrentar severos problemas económicos, la escudería inglesa Marussia sí fue contemplada para la temporada 2015 del máximo circuito del automovilismo. Sin embargo, el equipo malayo no corrió con la misma suerte. 
Reuters
27 febrero 2015 14:24 Última actualización 27 febrero 2015 14:31
Marussia se salvó de ser expulsada de la F1. (Tomada de Twitter)

Marussia se salvó de ser expulsada de la F1. (Tomada de Twitter)

El equipo Marussia dio un nuevo paso en su lucha para mantenerse en la Fórmula Uno al ser incluido este viernes en la lista para la temporada 2015, aunque sujeto a condiciones.

La escudería que no corrió con la misma suerte fue Caterham, fundada por el empresario malayo Tony Fernandes, que no logró encontrar un comprador y cuyos autos y equipamientos serán subastados en marzo.

Los dos equipos, acuciados por las deudas, habían aparecido en la lista previa, dada a conocer en diciembre.

Marussia siempre había estado en ventaja en la lucha por sobrevivir porque va a recibir importantes pagos por haber terminado noveno en el Campeonato de Constructores del año pasado, mientras que Caterham no sumó puntos.

La Federación Internacional del Automóvil (FIA) puso en la lista al equipo como Manor Marussia F1 y dijo que su presencia estaba sujeta a que cumpla con todas las regulaciones técnicas.

La temporada comienza el 15 de marzo en Australia. El equipo correrá con motores Ferrari y un chasis registrado como Marussia, pese a que ya no cuenta con participación rusa, para aplicar a recibir los ingresos comerciales del año pasado.

El británico Will Stevens será uno de sus pilotos, siempre que reciba la "superlicencia", mientras que el equipo todavía debe decidir quién será su compañero.

Hay más dudas respecto a que el piloto de 23 años pueda hacer los pagos necesarios respecto a que no cumpla con los criterios de desempeño, ya que el año pasado condujo para Caterham en Abu Dabi sin verse involucrado en ningún incidente.

El mayor obstáculo para Marussia será cumplir con las regulaciones técnicas, ya que los otros equipos le negaron la posibilidad de competir con el auto del año pasado.

Los monoplazas tendrán que pasar una prueba de choque antes de que el equipo viaje a Australia.

Marussia no corre desde el Gran Premio de Rusia en octubre y se perdió las últimas tres carreras del 2014.