AFTEROFFICE
BUENA VIDA

El jardín en el que florecen proyectos restauranteros

Te invitamos a conocer Food Garden, un concepto tijuanense que reúne las propuestas de seis artesanos culinarios que están en pleno crecimiento: Los Chilaquiles, Veggie Smalls, Crepería La Luna, Taquesería, Tacos Walter y Asia de Baja.
Rosario Reyes
22 julio 2014 22:21 Última actualización 23 julio 2014 5:0
Food Garden es una de las mayores propuestas culinarias del país. (Cortesía)

Food Garden es una de las mayores propuestas culinarias del país. (Cortesía)

Esta idea nació a miles de kilómetros de México, cuando su promotor, Ricardo Nevárez, vivió en Malasia y tuvo un acercamiento a un modelo que se consolidó hace poco más de un año en Tijuana como el primer centro gastronómico urbano con un enfoque de desarrollo social.

Food Garden reúne las propuestas de seis artesanos culinarios que están en pleno crecimiento: Los Chilaquiles, Veggie Smalls, Crepería La Luna, Taquesería, Tacos Walter y Asia de Baja. Con más de 30 lugares de estacionamiento, área de comensales techada y abierta, donde se instaló recientemente un carrito de comida urbana y se presentan DJ’s invitados, es uno de los sitios de moda de la ciudad fronteriza.

Éste es el segundo paso a dar para quien ya se lanzó al camino del restaurantero, explica en entrevista Nevárez. “Tenemos bien definido lo que queremos y lo que no en cuestión de artesanos culinarios, que así le llamamos a aquella persona que ya tiene una ubicación, ya se aventó al ruedo y ya tiene por lo menos un año en la lucha diaria. No queremos alguien que tenga 10 sucursales, sino que vaya empezando, en serio, que vaya con todo y esto que sea como una aceleradora de negocios, no una incubadora”.

El espacio es muy cómodo y amigable, con detalles como la pared posterior, que cada cierto tiempo cambia el motivo, donde los comensales escriben mensajes a la ciudad. Este lugar forma parte también de la iniciativa Keep Tijuana Tasty, en la que se involucran restauranteros de la zona a través de redes sociales, como la página de Facebook fundada por un comensal: Tijuana makesme hungry, la cual cuenta con más de 20 mil miembros.

“Somos creyentes de que una economía local fortalecida es lo mejor que le puede pasar a una ciudad. Apoyar, por ejemplo, al consumir una comida vegetariana o unos chilaquiles, en relación a productos de franquicia, o a algo que ya viene empaquetado y congelado, no tiene comparación, en calidad, en precio, por donde le veas. Aparte, el dinero se queda en tu ciudad, estás apoyando una familia, a quien le estoy pagando es la persona que se va a llevar ese dinero, todo hace que la ciudad crezca; nos blindamos un poco de las crisis nacionales, internacionales”, dice el empresario originario de Durango, quien comenzó su carrera a los 22 años como residente de Kuala Lumpur y tras vivir en varias ciudades, se estableció en Tijuana.

“Aquí se está viviendo algo muy interesante en gastronomía, café artesanal, cerveza local, comida de la calle, creo que llevamos dos, tres añitos de ventaja a otras ciudades como el DF o Guadalajara. Este modelo ha sido un compendio de mis experiencias en la vida, no se trata nada más de generar negocio a uno mismo, sino que lo que yo haga como empresario, sirva a más gente. Me he dado cuenta que lo más fácil para ganar dinero, primero es pensar en la demás gente y el dinero viene solo.