AFTEROFFICE

El conejo en la Luna chino vuelve a vivir

El vehículo lunar Yuti, enviado por China al satélite natural en diciembre, empezó a funcionar normalmente luego de haber entrado en un estado de hibernación que hacía temer la pérdida del explorador.
Notimex
13 febrero 2014 17:43 Última actualización 13 febrero 2014 17:53
El vehículo lunar chino, Yutu. (AP)

El vehículo lunar chino, Yutu. (AP)

Hong Kong.- El explorador lunar chino Yutu ("Conejo de Jade") reanudó su trabajo en la superficie lunar, luego que registró una anormalidad en el control mecánico que llevó a decir a los medios locales que el vehículo "estaba muerto".

"¡Está vivo! Al menos se puede salvar", señaló el representante del programa lunar chino al referirse al vehículo que alunizó el 14 de diciembre pasado y al parecer había dejado de funcionar antes de lo previsto.

El vehículo lunar "se está despertando" de su hibernación accidentada, pero los expertos siguen trabajando para verificar la causa de su anormalidad en el control mecánico, anunció el portavoz del programa de sonda lunar de China, Pei Zhaoyu.

Yutu, cuyo nombre proviene de la mascota de una diosa lunar de la antigua mitología china, ha recuperado su función normal de recepción de señales, reportó la agencia estatal de noticias Xinhua.

El vehículo mostró la anomalía antes de pasar a su segundo estado de hibernación durante la noche lunar del 25 de enero, lo que generó preocupaciones de que no pueda sobrevivir a las bajas temperaturas de la Luna.

En Sina Weibo, semejante a la red social Twitter, el usuario "Vehículo Lunar Yutu", que ha estado siguiendo el desarrollo de la misión del vehículo, publicó un comentario de actualización por primera vez desde su anormalidad.

"Hola, ¿hay alguien ahí"? El mensaje fue reenviado unas 60 mil veces y generó más de 40 mil comentarios en sólo dos horas. Una gran cantidad de internautas chinos no escatimó su cariño hacia el primer vehículo lunar de ese país.

China es el tercer país en el mundo en realizar exitosamente el alunizaje suave seguido a los de Estados Unidos y la extinta Unión Soviética.