AFTEROFFICE
DEPORTES

¿El box se ha quedado
sin 'punch'?

Ante la ausencia de grandes figuras del boxeo en todas las divisiones, Saúl Álvarez y Gennady Golvkin aspiran a algo más que el título mundial de los medios.
Alain Arenas
14 septiembre 2017 23:11 Última actualización 15 septiembre 2017 5:0
box

(Mónica Rodríguez)

Los retiros de Vitali y Vladimir Klitschko (pesos completos), Juan Manuel Márquez y Floyd Mayweather (welter), y el ocaso de la carrera de Manny Pacquiao provocaron que el boxeo se quedara sin punch. Sin embargo, una victoria de Saúl Álvarez ante el kazajo Gennady Golovkin impulsaría al jalisciense a ganar peso internacional, asegura Guillermo Brito, vicepresidente de operaciones de la promotora Zanfer.

“Es el único peleador en el mundo que puede ganarse esa etiqueta porque tiene todos los factores para hacerlo: cuenta con centenares de aficionados, buena mercadotecnia y genera bolsas millonarias en sus combates. El último factor que le falta es ganar las grandes peleas, y la de Golovkin es la oportunidad perfecta para hacerlo”, sostiene Brito.

Marco Barrera –ex campeón en tres divisiones diferentes entre 1995 y 2006- reconoce que el boxeo actual carece de figuras. Incluso, ahonda, hay pocos púgiles destacados. En los pesos ligeros destaca al tailandés Srisaket Sor Rungvisai y los mexicanos Carlos Cuadras y Juan Francisco Gallo Estrada; en los medios a Álvarez y Golovkin. En los pesados no hay ninguno que muestre el potencial para ser regular en el próximo lustro.

“Se producen menos boxeadores de calidad a comparación de la época en que me encontraba en activo (1989-2011). La culpa se reparte entre las promotoras y los medios de comunicación. Cuando promocionan a un peleador con buenas características lo describen al público como Mike Tyson, y cuando éste observa sus combates ve algo completamente diferente”, afirma Barrera, ex campeón mundial en siete ocasiones.

Ricardo Finito López recuerda que cuando inició su carrera profesional en 1985 había funciones a partir del martes, que se extendían hasta el sábado. Explica que el dinero que ganaban los púgiles en aquella época era suficiente para mantenerse en el deporte. Brito reconoce que actualmente sólo se realizan carteleras de jueves a sábado, porque las que se hacen entre semana no son rentables económicamente.

1
 

 

CANELO
LA PELEA
Sábado 16 de septiembre 20:00 horas.
Canal 5 Azteca 7, ESPN y Fox Sports.


“Actualmente muchos peleadores principiantes deciden abandonar el boxeo porque las bolsas son insuficientes para sostenerse ellos o a sus familias. Prefieren trabajar, porque obtienen más dinero del que ganan en el ring”, señala López, quien se retiró invicto en 2001 con récord de 51 triunfos (38 nocauts) y un empate.

Brito dice que actualmente hay una etapa de transición en el boxeo, en la que el Canelo fue beneficiado porque, ante la carencia de talentos en su división, se volvió dominante. El directivo añade que el equipo de negocios del jalisciense -como la promotora Golden Boy- lo volvió el púgil que más ganancias produce en el año.

En junio pasado, la revista Forbes lo colocó como el atleta número 43 que más ganancias obtuvo en 2017, con 28.5 millones de dólares. El mexicano cobró más –según la publicación- que Blake Griffin, de los Clippers de la NBA; Von Miller, de los Broncos de la NFL; y que el golfista y número uno de la PGA, Dustin Johnson. Fue el único boxeador considerado en el listado.

“Marca la agenda boxística del año y el resto de los boxeadores tienen que adaptarse a las fechas en las que él decide pelear”, menciona Brito.
Barrera sostiene que una victoria de Álvarez lo llevaría a ser el mejor libra por libra del mundo, un título al que también podría aspirar Golovkin si vence al mexicano. El ex púgil recalca que el Chocolatito González quedó apartado de la lucha, luego de que el sábado pasado perdiera por nocaut con Rungvisai.

“Canelo tiene tres ventajas sobre el kazajo: es ocho años más joven (Álvarez tiene 27; Golovkin, 35), cuenta con más combinaciones de golpes y tiene mayor rapidez en las piernas. Si logra explotar estas virtudes, Gennady ni siquiera podría acercarse”, analiza Barrera.
López menciona que el kazajo debe abarcar el ring lo más que pueda para limitar la movilidad de Álvarez. Explica que si el combate se volviera un intercambio de golpes, sería el escenario ideal para Golovkin. La potencia de los puños de éste –explica- es más poderosa que la del jalisciense.

“Para Álvarez es la pelea de su vida. Si gana callaría a todos sus detractores, se convertiría en el mejor del mundo con pruebas en el ring y le quedaría cerca de una década para dominar la división”, finaliza Brito.