AFTEROFFICE
deportes

Edgar González, tras su segundo reto en el Clásico Mundial

Edgar González, mánager de la Selección mexicana de beisbol -que hoy debuta en el Clásico Mundial de Beisbol ante Italia- tiene posibilidades de avanzar hasta las rondas finales. Nunca en la historia del certamen, la novena nacional ha llegado hasta la semifinal.
Alain Arenas
08 marzo 2017 22:26 Última actualización 09 marzo 2017 5:0
(Especial)

(Especial)

Se aparece en las cajas de bateo del estadio Panamericano del Charros de Jalisco. Tiene su line up en mano y viene uniformado de gris y azul, los colores del equipo jalisciense. Detiene la práctica y le pide que baje más la espalda al dominicano Jesús Cacao Valdez, campeón bateador de la temporada pasada en la Liga Mexicana del Pacífico.

El mánager de la Selección mexicana y del Charros saluda con un apretón fuerte de manos. Su rostro es idéntico al de Adrián, su hermano menor y primera base del Dodgers de Los Ángeles. Se quita la gorra y deja ver su cabello negro invadido por las canas. Dice que nunca pensó dedicarse a otra cosa que no fuera el beisbol, porque éste le ha dado todo en la vida.

___¿Cuándo decide convertirse en mánager?
___Siempre lo he sido. Cuando David, Adrián -sus hermanos menores- y yo jugábamos en las ligas municipales de Tijuana, siempre les decía cómo tenían que correr o si era mejor esperar en la base. También los dirigía en para batear, según el lanzador que enfrentaban. Cuando di el salto como manejador me sentí más cómodo en el campo. Y también me libré de los problemas que tuve en los últimos años como jugador.

___¿A qué problemas se refiere?
___En los últimos años de mi carrera, únicamente firmé contratos de Ligas Menores y fue tedioso emigrar de un equipo a otro. Hubo un momento, en 2013, en el que estuve en la sucursal AAA del Cachorros, no tenía mucha actividad y vino la oferta del Águilas de Mexicali para convertirme en manejador. La tomé y fue una buena decisión, porque al final me convertí en el mánager del año, pese a que era novato.

___¿Cómo diferencian Adrián y usted el rol de entrenador y de hermanos?
___No lo hacemos, es parte natural de nuestra relación. Cuando era niño le decía que tenía que hacer, a veces me hacía caso, otras no, pero siempre se lo recordaba. Hoy no hemos cambiado mucho, todo el tiempo le cuestiono sus decisiones. Cuando termina los partidos con el Dodgers le habló por teléfono y le digo en qué estuvo bien y en qué debe de mejorar. A veces no le gustan mis consejos, pero siempre los toma en cuenta.

El mayor de los González dice que la Selección mexicana –que hoy debuta en el Clásico Mundial de Beisbol ante Italia- tiene posibilidades de avanzar hasta las rondas finales. Nunca en la historia del certamen, la novena nacional ha llegado hasta la semifinal y en la pasada edición, en la que él ya era el mánager, no pudo clasificarla a la segunda ronda.

___¿Cuáles son las diferencias entre el roster de 2013 y de 2017?
___El de esta edición se caracteriza porque tiene mucho poder en el bat. El de años anteriores le faltaron hombres que pudieran impulsar carreras. En la loma, México siempre se caracterizó por tener buenos lanzadores y éste año no es la excepción. La mayoría de los jugadores que actuarán en el torneo están en Grandes Ligas o en Japón, que es una liga muy fuerte.

___¿Qué experiencia les dejó la edición pasada?
___Nos dejó el aprendizaje de que le podemos ganar a cualquier equipo. No importa si en frente tenemos a un premiado con el Cy Young. Para muestra lo que pasó en el Clásico de 2006, en el que se tuvo en frente a Roger Clemens y le ganamos. Personalmente tendré el reto de analizar a jugadores que no son populares, como los italianos, con los que perdimos en 2009. También será un reto manejar correctamente a los coaches y a los peloteros.

___¿A qué se refiere?
___A que el mánager recibe muchos consejos en todo momento de sus asistentes, entrenadores y de los mismos jugadores durante el partido, pero finalmente sólo él puede tomar las decisiones. Muchas veces cuando no sigo su consejo, sienten que no los tomo en cuenta, entonces debo valorar su opinión. Trabajo con mis emociones para no ser tan impulsivo.

___¿Cuál es su inspiración en el beisbol?
___Formar jóvenes. Quiero que no pasen las mismas dificultades que pasé y fungir como un orientador. Me inspira ayudar a niños que no los toman en cuenta para que estén en el mejor beisbol del mundo y que logren más de lo que yo logré.