AFTEROFFICE
DEPORTES

Da clases de derechos humanos, pero expresa insultos racistas

El profesor Carlos Manuel Treviño utilizó su cuenta de Facebook para ofender al delantero brasileño Ronaldinho, a quien llamó "simio". En entrevista con EL FINANCIERO, Treviño aseguró estar muy arrepentido. 
Francisco Arredondo
16 septiembre 2014 20:42 Última actualización 17 septiembre 2014 5:0
Carlos Manuel Treviño Núñez es profesor de la UVM Campus Querétaro. (Tomada de Facebook)

Carlos Manuel Treviño Núñez es profesor de la UVM Campus Querétaro. (Tomada de Facebook)

Al queretano Carlos Manuel Treviño Núñez le bastaron unos segundos de ira, rabia y racismo en contra del delantero brasileño Ronaldinho, por encima de sus dos décadas como profesor de derecho civil o su labor como titular de la Secretaría de Desarrollo Social del municipio de Querétaro, para alcanzar la fama, no sólo a nivel nacional, sino mundial.

Treviño Núñez, de afiliación panista, el viernes 12 de septiembre, atrapado en el tráfico en las inmediaciones del Estadio La Corregidora durante la presentación de Dinho con los Gallos Blancos, sacó su frustración por el momento que vivía, y porque supuestamente llegaría tarde (en un principio a su casa y después dijo que a sus clases), por lo que insultó de forma racista al ex jugador del Barcelona.

A través de su cuenta de Facebook publicó: “En serio trato de ser tolerante, pero DETESTO EL FUTBOL, y el fenómeno idiotizante que produce… Lo detesto aún más porque la gente estorba e inunda las avenidas para hacer que tarde dos horas para llegar a casa… Y todo para ver a un SIMIO… Brasileño, pero simio aún. Esto ya es un círculo ridículo”. El comentario ya fue borrado de su perfil.

1
   

   

Ronaldinho en Gallos Blancos

Ahora el mundo se le vino encima al también profesor de derechos humanos en la Universidad del Valle de México, Campus Querétaro, pues se inició un juicio en su contra, promovido por la directiva de Gallos Blancos y el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación, por llamar “simio” a Ronaldinho.

“Fue un exabrupto que no debió haber sido y estoy sumamente arrepentido por ello, una reacción irracional, estúpida e idiota, lo tengo que decir así”, dijo el ex funcionario público de 2006 a 2009 en el gobierno queretano vía telefónica a EL FINANCIERO. 

“Además, me pueden acreditar mis 24 años de práctica docente y los más de 7 mil alumnos que he tenido, jamás he proferido nada discriminatorio contra nadie, yo he enseñado derechos civiles y es lo que más absurdo me parece de todo esto, pero debo reconocer que escribí mal el texto”.

___ Pero nadie tiene derecho de ser racista...

___ Claro, estoy de acuerdo, nadie tiene derecho de denostar a una persona; obviamente yo lo hice. Se me olvidó lo que aprendí y estoy muy arrepentido de ello.

___¿También se le olvidó lo que enseña en la aulas?

___ Lo que siempre he tratado de pregonar y mis alumnos pueden dar cuenta de ello, es que no se puede denostar a las personas, y se me olvidó mi propia enseñanza, se me olvidó a mí. Denostar a las personas bajo ningún pretexto, nadie tiene derecho a denostar a las personas, a ningún ser humano o ser vivo.

Carlos Manuel Treviño Núñez ahora corre el riesgo de perder su empleo en la universidad donde labora.

“Sólo le pido a las autoridades de la universidad que no busquen hacerle daño a nadie, pero sí estoy preocupado por las dimensiones que ha tomado este problema en el que yo solo me metí”, resaltó el académico.

También espera poder encontrarse con el astro brasileño para ofrecerle disculpas personalmente.

“Me gustaría llegar a él y mirarle a los ojos para ofrecerle una disculpa de todo corazón, y aunque debo reconocer que no me gusta el futbol, sé que mi acción no tiene disculpas, por eso a pesar de ello pido que se me disculpe, me equivoqué”, concluyó Carlos Manuel Treviño Núñez.