AFTEROFFICE
buena vida

Cines: una segunda parte que le gana a la primera

Aunque en películas las segundas partes no sean buenas, este remodelado complejo de salas de cine en el sur de la Ciudad de México rompe con ese estigma.
Rosario Reyes
24 julio 2017 22:12 Última actualización 25 julio 2017 5:0
Cinemanía Plaza Loreto

Cinemanía Plaza Loreto

Después de una remodelación completa –ya que el nuevo proyecto sólo mantuvo las columnas de hierro-, Cinemanía de Plaza Loreto convirtió su sala de cine en cuatro espacios con personalidad propia, desde la distribución de los lugares hasta su programación.

La barra, famosa por sus mojitos, se conserva a la entrada del cine, pero gracias a una nueva distribución del espacio cuenta además con mesas para consumir alguno de los cocteles o baguettes nombradas con títulos de películas, como Volver, de jamón serrano, o Amélie, de jamón con queso de cabra.

Puede entrar a la sala con un trago, una baguette, palomitas o dulces típicos mexicanos, que forman parte de su carta; acomodarse en un sillón y disfrutar de una experiencia ideal para una cita o un plan entre amigos, y hasta ir solo, pues también hay asientos individuales y, en una de las salas, butaquería clásica.

1
  

  

Cinemanía Plaza Loreto

Tres de las nuevas salas cuentan con sistema Full HD y la más grande es digital, con sonido 7.1 que genera una sensación envolvente; próximamente, todas serán digitales. El ambiente industrial de la nueva imagen, diseñada por el artista Alejandro Magallanes, le da un toque de modernidad al espacio remodelado por el despacho de arquitectura Tercer Piso.

Cinemanía abrió en 1994 y entonces era el único espacio alternativo, además de la Cineteca Nacional, para los cinéfilos en busca de películas distintas a la cartelera comercial. Hasta la remodelación, nunca había cerrado.

Hace casi dos años que Luis Albores está al frente de la administración general, por invitación de la productora Mónica Lozano, fundadora de esta sala de exhibición. Productor de cintas como Las oscuras primaveras o Seguir siendo: Café Tacvba, Albores tiene una visión particular de la forma como se debe exhibir el cine.

1
  

  

Cinemanía Plaza Loreto
Cinemanía Plaza Loreto
Dirección: Avenida Revolución esquina Río Magdalena, Tizapán San Ángel
Horario: Lunes a domingo, 12:00 a 22:00 (última proyección); el bar cierra después de la función
Localidad: $60; bono de 10 funciones, $300

Detalles como la movilidad de horarios y mayor permanencia en las salas son ideas suyas, para facilitar al público el acceso a las películas nacionales, que en la cartelera comercial frecuentemente no rebasan el fin de semana de estreno o se exhiben en horarios difíciles para la mayoría de los espectadores.

Albores creó, junto con el programador del Festival de Cine de Milán, Andrea Lavagnini, el perfil de cada una de las cuatro salas. “La 1, que es la Sala Inesperada, con un aforo de 20 personas, está dirigida al cine de nicho, para cinéfilos especializados”, explica.

“En la Sala 2, la Insólita, hay butaquería tradicional para 33 personas y está dedicada al cine iberoamericano, en especial al cine nacional. La 3, es la Sala Ecléctica, para 43 espectadores, donde presentamos cine de género, y la Clásica, que es la más grande, para 51 personas, exhibe cine más tradicional, grandes directores y películas de estreno, bajo el paraguas del cine de autor”.

1
  

  

Cinemanía Plaza Loreto

Para Lavagnini, el concepto general es que se viva como un festival permanente de cine. “Cada sala tiene su personalidad, su género, como los festivales tienen secciones. Hay matinés, noche de cine de terror en colaboración con el Festival Mórbido, todos los martes, a las 20:30 horas, presencia de directores, programadores y tendremos ciclos especiales cada mes”.

Los cines de arte en Europa se están desarrollando a partir de programaciones hechas a la medida, agrega Lavagnini. “Se piensa en el público, por eso los distintos horarios, una programación de larga corrida. Queremos salir de la idea del cine como fast food; es un pacto entre el programador y el espectador, que en cierto punto va a venir a ver una película nada más porque está en la sala, ya ha visto otras que le gustaron y va a ciegas, confiando en que encontrará algo atractivo”.

Consulte la cartelera en el perfil oficial de Cinemanía en Facebook.