AFTEROFFICE
deportes

Cinco medallas de oro avalan a Katie Ledecky como la mejor de Kazán

La nadadora estadounidense se erigió como la máxima ganadora de medallas de oro en los Campeonatos Mundiales de Natación que se celebraron en Kazán, Rusia. Se adueñó de las pruebas de 200, 400, 800 y mil 500 metros, además del relevo 4x200 libres.
Domingo Aguilar Mendiola
09 agosto 2015 21:55 Última actualización 10 agosto 2015 5:0
La atleta de 18 años también estableció tres récords mundiales. (AP)

La atleta de 18 años también estableció tres récords mundiales. (AP)

Katie Ledecky se erigió como la máxima ganadora de medallas de oro en los Campeonatos Mundiales de Natación que se celebraron en Kazán. La estadounidense se adueñó de las pruebas de 200, 400, 800 y mil 500 metros, además del relevo 4x200 libres. Sus preseas contribuyeron a que su país terminara en segundo lugar del medallero (13 doradas), por encima de Rusia (9) y detrás de China (15).

En tan sólo cuatro días, la atleta de 18 años también estableció tres récords mundiales; el último de ellos fue el sábado tras detener el reloj en 8:07.39 minutos en los 800 metros (la marca anterior de 8:11.00 también le pertenecía).

Durante las competencias de ayer, el italiano Gregorio Paltrinieri se convirtió en el campeón mundial de los mil 500 metros con un tiempo de 14:39.67 minutos. Connor Jaeger, de Estados Unidos, fue el segundo lugar y Ryan Cochrane, de Canadá, completó el podio. El chino Sun Yang, poseedor del récord para esa distancia (14:31.02), no se presentó a la final debido a problemas cardiacos que lo aquejaron desde el miércoles, tras convertirse en campeón de los 800 metros.

En los relevos masculinos 4x100 combinados, Estados Unidos se adueñó del cetro internacional que pertenecía a Francia desde 2013. Ryan Murphy, Kevin Cordes, Tom Shields y Nathan Adrian fueron los más veloces y vencieron por 0.15 segundos al conjunto australiano. Los representantes franceses terminaron en la tercera posición.

La delegación mexicana que se presentó en Kazán será recordada por la modificación de los tiempos de ingreso y no por su desempeño. Ante esta alteración de los registros, Cornel Marculescu, director ejecutivo de la Federación Internacional de Natación (FINA), negó que se vaya a imponer un castigo al país.