AFTEROFFICE
deportes

Caen otros tres récords mundiales en Kazán

El Campeonato Mundial de Natación en Kazán, Rusia, sí que ha dado sorpresas al romper varios récords que tenían, algunos, ya varios años. El más sorprendente fue el de la estadounidense Katie Ledecky en la final de los 1500 metros estilo libre.
AP
04 agosto 2015 16:59 Última actualización 04 agosto 2015 17:4
Ledecky cronometró 15 minutos, 25.48 segundos al conquistar su segunda medalla de oro de la justa. (AP)

Ledecky cronometró 15 minutos, 25.48 segundos al conquistar su segunda medalla de oro de la justa. (AP)

KAZÁN, Rusia.- La estadounidense Katie Ledecky trituró su propio récord mundial al ganar el martes la final de los 1500 metros estilo libre en el campeonato mundial de natación, rebanándole 2.23 segundos a la marca que ella misma había fijado el lunes en las preliminares.

Ledecky cronometró 15 minutos, 25.48 segundos al conquistar su segunda medalla de oro de la justa, que se sumó a la que obtuvo el domingo en los 400. La estadounidense le sacó más de 14 segundos a la neozelandesa Lauren Boyle, quien llegó segunda, lejos, en una competencia que ya vio caer siete marcas mundiales en las primeras tres jornadas.

"Hay poca gente en el mundo, si es que hay alguien, que puede hacer lo que hizo Katie", expresó la nadadora estadounidense Missy Franklin, campeona de los 100 pecho hace dos años. "Es impresionante estar aquí y presenciarlo".

Los 50 metros pecho depararon a su vez otras dos marcas mundiales.
Durante las eliminatorias de la mañana el sudafricano Cameron van der Burgh paró el reloj en 26.62 y le bajó cinco centésimas la marca que él mismo había fijado en el mundial del 2009 en Roma, usando un traje de baño de poliuretano ahora prohibido.

Sin embargo, en las semifinales de la noche el británico Adam Peaty hizo 26.42, otro récord, y dejó preparado el escenario para una final de novela el miércoles. "Con Cameron tenemos una rivalidad espectacular", declaró Peaty. "Nos empujamos el uno al otro hasta el límite".

Por su parte, Australia dominó los 100 espalda tanto en hombres como en mujeres. Mitchell Larkin ganó la prueba masculina en 52.40 y Emily Seebohm encabezó un 1-2 en la femenina, que se llevó con un registro de 58.26. Su compatriota Madison Wilson llegó segunda en 58.75.
Franklin entró quinta. 

El británico James Guy, por su parte, se impuso en los 200 libre, superando a su ídolo, el chino Sun Yang. Guy hizo un tiempo de un minuto 45.14 segundos y Sun quedó segundo en 1:45.20. "Es uno de mis ídolos. Correr con él cabeza a cabeza fue especial", dijo Guy. El estadounidense Ryan Lochte, campeón mundial del 2011, terminó cuarto.