AFTEROFFICE
deportes

Blatter no piensa renunciar; "no puedo controlar a todos", dice

Ignorando los pedidos de que renuncie ante el escándalo de corrupción, el presidente de la FIFA Joseph Blatter dijo: "Sé que mucha gente me responsabiliza (pero) no puedo controlar a todos todo el tiempo. Si la gente actúa mal va a tratar de ocultarlo".
Reuters
28 mayo 2015 12:40 Última actualización 28 mayo 2015 12:43
"El futbol merece mucho más y debemos responder. Mañana, en el Congreso, comenzaremos un camino largo y difícil. (AP)

"El futbol merece mucho más y debemos responder. Mañana, en el Congreso, comenzaremos un camino largo y difícil", dijo Blatter. (AP)

ZÚRICH.- El presidente de la FIFA, Joseph Blatter, dijo hoy que el escándalo de corrupción que sacude a la entidad ha provocado vergüenza y humillación al futbol y exigió que haya cambios. En un desafiante discurso en la apertura del Congreso de la FIFA en Zúrich, en el que espera ser reelecto como presidente por quinta vez.

"Los eventos de ayer han arrojado una gran sombra sobre el futbol y este Congreso", dijo el dirigente suizo. "Avergonzaron y humillaron al futbol y exigen un cambio de todos nosotros. No podemos permitir que la reputación de la FIFA sea arrastrada por el barro de nuevo", agregó.

Ignorando los pedidos de que renuncie ante el escándalo de corrupción, Blatter dijo: "Sé que mucha gente me responsabiliza (pero) no puedo controlar a todos todo el tiempo. Si la gente actúa mal va a tratar de ocultarlo".

Siete de los más poderosos ejecutivos del futbol fueron arrestados ayer en una redada en un hotel de lujo que la FIFA utiliza para recibir a sus funcionarios. Enfrentan un proceso de extradición hacia Estados Unidos bajo cargos de corrupción. Las autoridades suizas también anunciaron una investigación criminal sobre la adjudicación de los próximos dos Mundiales que serán organizados por Rusia en el 2018 y Qatar en el 2022.

Las autoridades estadounidenses dijeron que nueve ejecutivos de futbol y otras cinco personas enfrentan cargos de corrupción relacionados con más de 150 millones de dólares en sobornos. "El futbol no puede ser la excepción a la regla, ésta es nuestra responsabilidad en la FIFA, y cooperaremos si alguien está involucrado en un delito", dijo Blatter.

El dirigente sostuvo que la FIFA ha perdido la confianza y debe recuperarla, comenzando con la elección del viernes. "Que éste sea el momento crucial. Se necesita hacer más para asegurarse de que todos los involucrados en el futbol se comporten con responsabilidad y ética", aseguró el dirigente suizo.

"El futbol merece mucho más y debemos responder. Mañana, en el Congreso, comenzaremos un camino largo y difícil. Hemos perdido la confianza, al menos una parte de ella, y ahora debemos recuperarla a través de las decisiones que tomemos", agregó.