AFTEROFFICE
CULTURAS

B.B. King, el 'Rey del Blues', ha muerto

La leyenda del blues falleció el jueves a los 89 años de edad en Las Vegas. Era considerado uno de los músicos más importantes de Estados Unidos. 
Agencias
15 mayo 2015 1:0 Última actualización 15 mayo 2015 2:29
B.B. King, leyenda del blues, murió a los 89 años. (AP)

B.B. King, leyenda del blues, murió a los 89 años. (AP)

LAS VEGAS, EUA.-  El blues está de luto. Su rey, B.B. King, falleció la noche del jueves a los 89 años de edad en su casa de Las Vegas, informó su abogado Brent Bryson.

El músico estadounidense, que trabajó como peón en una granja durante su juventud, llevó nuevos seguidores al blues e influyó en una generación de músicos con sus sentidas letras y apasionada guitarra, en canciones como The Thrill Is Gone, Blues Boys Tune Guess Who.


"El Rey del Blues", considerado el último bluesman de la generación de los 50, falleció de forma tranquila, mientras dormía en su casa, señaló Bryson. 

B.B. King vendió millones de discos en todo el mundo y estaba incluido en el Salón de la Fama de la Fundación del Blues y el Salón de la Fama del Rock and Roll.

King tocaba una guitarra Gibson a la que llamaba cariñosamente Lucille, y no sólo era el rey indiscutido del blues, sino también un mentor para decenas de guitarristas como Eric Clapton.


En 2009 recibió su decimoquinto Premio Grammy en la categoría de álbum de Blues tradicional por One Kind Favor


​El pasado mes de octubre, B.B. King canceló una gira de conciertos por deshidratación y agotamiento. Desde ese momento ya nunca más se le volvió a ver en un escenario. 

En 2010, dijo a la prensa española que jamás se jubilaría de los escenarios. "Yo sólo me jubilaré cuando me llame el de arriba", afirmó, luego de un concierto en Madrid para celebrar el Día Mundial de Nelson Mandela. Se ha casado en dos ocasiones y se rumora que tiene 15 hijos y más de 50 nietos.

B.B. King es uno de los músicos más importantes en la historia del blues. Su nombre real es Riley B. King. Nació en Misisipi, el 16 de septiembre de 1925, en una familia pobre que se dedicaba al cultivo de algodón. Su primer contacto con la música se dio en un grupo de gospel. Su forma de tocar la guitarra era única. Cada nota era un gesto en su rostro: una sonrisa, una mueca, un levantón de ceja.

Entre sus álbumes más importantes destacan Singin' the Blues (1957), My Kind of Blues (1960), Lucille (1968), Guess Who (1972), Midnight Believer (1978), Love Me Tender (1982), Riding with the King (2000, con Eric Clapton), entre otros.