AFTEROFFICE
DEPORTES

Atletas cubren con sudor y lágrimas su oro en Londres

Yulimar Rojas y Omar McLeod fueron algunos de los que se colgaron la medalla de oro en los Campeonatos Mundiales de Atletismo en Londres.
Redacción
07 agosto 2017 23:22 Última actualización 08 agosto 2017 5:0
Omar McLeod

(AP)

Omar McLeod se convirtió en la nueva estrella de los 110 metros con vallas. El jamaiquino se colgó la medalla de oro en sus primeros Campeonatos Mundiales de Atletismo en Londres, con tiempo de 13.04 segundos, 10 centésimas por delante del ruso Sergey Shubenkov, campeón en Beijing 2015.

El caribeño, de 23 años, amplió su reinado, el cual comenzó en los Juegos Olímpicos de Río 2016, en los que también se llevó el oro. Ese mismo verano también obtuvo el título mundial en los Campeonatos al aire libre en Portland, en la modalidad de 60 metros.

El húngaro Balázs Baji (13.28) completó el podio, mientras que el cubano naturalizado español Orlando Ortega –plata en Río- concluyó en el séptimo puesto.

Yulimar Rojas, amante de la música electrónica, el pop y el reggaetón, tenía predilección por el voleibol en la adolescencia. Sin embargo, ayer la venezolana (14.91 metros) puso fin al reinado de la colombiana Caterine Ibargüen en el salto triple, al superarla por apenas dos centímetros, con lo que conquistó la primera medalla de oro para su país en estas competencias.

1
 

 

Yuleny


Una historia diferente fue la de Alberto Álvarez, quien se quedó lejos de calificar a la final de salto triple. El mexicano terminó en décimo lugar en el Grupo B. Registró 16.48 metros, 18 centímetros menos que el cubano Lázaro Martínez, quien fue el último de la eliminatoria que logró avanzar a la lucha por las preseas.

La keniana Faith Kipyegon tomó la delantera a 600 metros de la meta para asegurar el doblete en los mil 500 metros, al ganar su primer título mundial, un año después de coronarse en las Magnas Justas (4:02.59 minutos). La plata fue para la estadounidense Jennifer Simpson y el bronce para la sudafricana Caster Semenya.

Anita Wlodarczyk se adjudicó su segundo cetro en lanzamiento de martillo (77.90 metros), el cual sumó al oro que obtuvo en los Juegos Olímpicos de Río 2016 y el europeo en 2014.

Fue una final complicada para la polaca. En los primeros tres intentos estuvo debajo de la china Zhen Wang, quien ocupaba el primer lugar. En su cuarto lanzamiento, la europea tomó la delantera y no la cedió en el resto de la competencia. La asiática terminó en el segundo puesto, mientras que el bronce fue para la también polaca Malwina Kopron.