AFTEROFFICE
buena vida

Arte altruista

Una pieza única, creada por artistas y 'socialités' puede ser suya en la Subasta Fredo. "Sobre todo, buscamos crear esa conciencia de la urgencia de estar unidos", comenta Juan Salvador Martínez,
uno de los creadores de la subasta.
Rosario Reyes
14 octubre 2015 21:42 Última actualización 15 octubre 2015 5:0
Serán alrededor de 600 piezas, entre obras de arte y osos Fredo. (Cortesía)

Serán alrededor de 600 piezas, entre obras de arte y osos Fredo. (Cortesía)

Por sexto año consecutivo se realizará la Subasta Fredo con fines altruistas, que recaudó 2 millones 200 mil pesos en 2014. Organizada por Juan Salvador Martínez y Luis Martín Sordo, socios fundadores de la firma de decoración Martínez & Sordo, esta puja repartirá la totalidad de sus ingresos a partes iguales entre el Hospital Federico Gómez, Kadima AC, Fundación Rebecca de Alba y Casa da las Mercedes.

El emblemático oso, que originalmente era un obsequio para sus clientes y se transformó en un lienzo para que artistas y socialités expresaran su sentir al apoyar causas como la lucha contra el cáncer o la asistencia a personas con discapacidad, se subastará por primera vez junto con un cuadro donado por los artistas involucrados, el próximo 10 de noviembre en el Jardín Versal.

“No deben perderse la obra de Sergio Hernández, habrá verdaderas joyas de la Galería Arte de Oaxaca, con seis de sus mejores pintores, una obra de Leonardo Nierman y muchas más que van a salir a precios de oportunidad”, dijo Luis Martín Sordo en entrevista al término de la conferencia en la que se anunció el evento, que también por primera vez tendrá un costo de acceso de mil pesos, deducibles de impuestos.

Hilda Acevedo donó un políptico en el que el oso está integrado; Jorge Tellaeche nos va a donar una pieza de su nueva colección, siempre ha hecho unos ositos espectaculares, me imagino que el oso va a estar a juego con la pieza”.

En tanto, Juan Salvador Martínez asegura que gracias a esta subasta y al trabajo que hacen todo el año, apoyando campañas como Un kilo de ayuda, están creando un movimiento de conciencia social. “Ayudar y estar unidos es lo que le hace falta a este país. Sí nos preocupamos por buscar una buena obra pictórica, que sea atractivo el oso, pero sobre todo, buscamos crear esa conciencia de la urgencia de estar unidos. Por eso, cada año vamos agregando instituciones; el hospital fue el primero, después Casa de las Mercedes, Kadima, Comedores Santa María, y ahora Fundación Rebecca de Alba”.

Más información: www.subastafredo.com